Con las altas temperaturas del verano, el riesgo de sufrir un accidente de tráfico se incrementa en 18%

Definitivamente ha llegado el verano, y con él las temibles olas de calor que afectarán a toda España. Coincide, también, con una de las operaciones salida y retorno, de quienes van a comenzar o han terminado sus vacaciones, por lo que a la hora de conducir debemos prestar una especial atención a la temperatura.

Un exceso de calor puede afectar a la capacidad de conducción, pudiendo ocasionar fatiga, cansancio, somnolencia y agresividad; factores que limitan la capacidad de concentración, atención y reacción.

Una temperatura de 35ºC, en el interior del coche, hace que se reaccione con un 20% más lentitud que si estuviese a 10ºC menos. Conducir a tan altas temperaturas, equivale a tasas de alcoholemia de 0,5 gramos por litro de sangre.

Recomendaciones a seguir durante la ola de calor

La Dirección General de Tráfico ofrece una serie de consejos para reducir los riesgos de conducir en verano.

  • Es importante airear el coche para igualar las temperaturas del interior y exterior.
  • Al activar el aire acondicionado conviene mantener durante los primeros segundos las ventanillas bajadas para expulsar al exterior el aire caliente.
  • La temperatura adecuada del climatizador debe estar entre 22ºC  y 24ºC
  • Conviene evitar las horas de más calor para viajar.
  • Consumir bebidas frescas y no alcohólicas.
  • Parar cada 200 km o 2 horas para hidratarse, airear el vehículo y relajarse.
  • Escoja lugares con sombra para descansar y no deje a personas mayores, niños o animales en su interior.
  • Vigilar la temperatura del motor del vehículo.

Para que tu vehículo no alcance temperaturas tan elevadas y puedas evitar averías, en Pellicer Motor realizamos la revisión y el mantenimiento de tu coche. Contacta con nosotros y viaja tranquilo y seguro este verano.

print